Sete: «No quiero derrotar a nadie, sino ser campeón»

Dejó Honda para soñar con un proyecto nuevo, con el respaldo de toda una fábrica. Sete Gibernau es feliz de nuevo, ahora bajo el rojo de Ducati Marlboro, y no quiere pensar en el pasado

Deja un comentario